Inicio Buenas Prácticas Natuchips, una oportunidad para las madres cabeza de familia y víctimas de...

Natuchips, una oportunidad para las madres cabeza de familia y víctimas de violencia

519
Compartir
La marca de platanitos Natuchips es uno de los productos insignia de PepsiCo y en la actualidad se está desarrollando de la mano con la...

La marca de platanitos Natuchips es uno de los productos insignia de PepsiCo y en la
actualidad se está desarrollando de la mano con la Asociación Nacional Agropecuaria de
Productores de Plátano de Belén de Umbría, Asplabel.

En 2009 se construyó la planta de pelado, lo que dio pie para que se forjara la alianza
entre las dos compañías, y desde la que se lidera toda la producción de los platanitos.
Desde la planta no solo se aseguran de cumplir con todos los estándares de calidad que
exige la multinacional, sino que también se han creado programas para el
empoderamiento de las mujeres de la región, quienes trabajan como operarias de la
planta, brindando oportunidades para que puedan mejorar su calidad de vida.

En total hay 52 mujeres, entre las que se encuentran madres cabeza de familia, mujeres
víctimas del conflicto armado, indígenas y jóvenes vulnerables. Para ellas, esto se ha
convertido no solo en un ingreso, sino en una oportunidad para trabajar bajo las mejores
condiciones, lo que les permite prosperar y sacar adelante a sus familias.

La llegada de PepsiCo a la región ha llevado una serie de beneficios adquiridos para la
población, como lo es la inclusión financiera y la bancarización, el acceso a créditos de
vivienda y créditos universitarios, el incremento de los ingresos, la formalización laboral y
la creación de capital social, lo que ha permitido fortalecer los lazos entre las comunidades que hacen presencia en la zona.

Junto a PepsiCo y Asplabel, también trabaja el Ministerio de Agricultura y el IICA (Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura), lo que ha permitido que la planta crezca en más de un 500% durante los último cinco años.

“En PepsiCo estamos comprometidos con el respeto, el apoyo y la inversión en las
comunidades en las que operamos. Esta alianza la creamos bajo la premisa de que al
romper las cadenas de comercialización y trabajar directamente con los pequeños
agricultores, podemos beneficiar a más personas y más comunidades, y el resultado de
esto es que ahora trabajamos con más de 50 mujeres operarias y alrededor de 260
agricultores productores de plátano de la región”, comenta María Paula Cano, Gerente de
Asuntos Corporativos para la Región Andina de PepsiCo.

Con estos resultados, PepsiCo se convirtió en el segundo mayor empleador de la región,
sobrepasado únicamente por la Alcaldía, siendo el mayor comprador de plátano del país,
con un aproximado de 13.100 toneladas anuales e invirtiendo más de 6 millones de
dólares.